Paper from the happy tropics

Los Panqueques de Lola: Día de la Madre

El Día de la Madre ha sido diferente a lo largo de mi vida, pero siempre lo relaciono con comida, pues fue mi mamá que me enseñó a cocinar. Por eso siempre me gusta diseñar delantales para esa fecha, pues para mi, cocinar es una celebración.

De niñas (somos 3 hermanas), el día de la madre era básicamente despertar a mi mamá con besos, saltándole en la cama y luego ir a almorzar adonde mi abuelita materna. Me vienen a la mente platos como arroz con palmito, lasañas y queque con helado. Platos que se pueden repartir entre muchos tías y tíos y el montón de chiquillos. Mi abuelita materna, Inés (Yita), era una gran cocinera  y siempre que uno llegaba a visitarla había algo rico, como arroz con leche o tortillitas recién palmeadas. 

Con la partida de las abuelas, en mi caso, la cocinada ya nos tocó a la nueva generación, las fiestas se volvieron más pequeñas, por lo que se hacían platillos más complicados como carnes o aves, y con la entrada a la familia de mi marido que es argentino, asados.

Cuando me convertí en mamá, el Día de la Madre se volvió el día del desayuno en cama. Walter y Dante me preparan el desayuno y me lo decoran con flores del jardín, yo los oigo desde la cama haciendo huevos y café, me encanta su manera de festejarme.

Mi desayuno favorito son los panqueques, siempre trato de que se parezcan a los de mi abuelita Luz. Ella nunca apuntó la receta…entre mis hermanas y primas nos compartimos medidas y trucos para ver a cuál de nosotras nos salen más parecidos a los de mi abuelita. Es súper difícil porque eran como una mezcla ente crepas y panqueques.

Eran perfectos, esponjosos, pero con los bordes crujientes, cada uno, decía ella, llevaba un huevo, ¡pero tampoco sabían mucho a huevo!, y se cocinaban con bastante mantequilla. En fin, cuando íbamos a su casa, después de la escuela, nos hacia uno a cada una, y era nuestro postre favorito..

Esta receta tiene la esencia de la de los panqueques de mi abuelita pero con un toque mío… leche de coco y aceite de coco. Pero como podrán ver se puede usar leche normal o de almendras y mantequilla.

Me ayuda la hermosa Nati Fung de Holacomilona, que me ayudó a probar todos los panqueques y a tomar unas fotos hermosas con nuestros delantales.  Y además para las fotos usamos la belleza de platos de Pia Pottery.

Les deseo un día de la madre lleno de mucho amor y cariño.

Un abrazo a cada una desde acá y espero les hagan panqueques.

Si hacen la receta me cuentan!

Priscilla

Los Panqueques de Lola

INGREDIENTES

  • 1 huevo grande
  • 1 yema de huevo
  • 2 ½ cucharadas de polvo de hornear
  • 2  cucharadas de azúcar
  • 1/2 cucharadita de sal o sal marina
  • 1 taza y ¼ de leche de coco (puede usar leche de vaca, o cualquier otra leche vegetal)
  • 1 taza de harina blanca
  • *2 cucharadas de ghee o mantequilla clarificada derretida
  • *½ taza de aceite de coco derretido
  • Jarabe de maple o miel para servir
    (En vez de la mezcla de aceite de coco y ghee pueden usar ½ taza + dos cucharadas de mantequilla derretida)

PREPARACIÓN                            

  1. En una ollita derretir ½ taza de aceite de coco + 2 cucharadas de ghee o mantequilla.
  2. Dejar en un bowl aparte.
  3. Batir el huevo y la yema juntos en un bowl mediano.
  4. Añadir el polvo de hornear, el azúcar y la sal, batir hasta que esté suave y esponjoso.
  5. Agregar media taza de leche y media de harina, y unir usando una cuchara de madera.
  6. Añadir el resto de harina y de leche, más 2 cucharadas de la mezcla de aceite de coco y mantequilla derretida.
  7. Revolver hasta que quede todo unido (pueden quedar algunos grumos)

8. Calentar un sartén (ese especial que uno tiene que no se le pega nada) y calentarlo por lo menos 5 minutos para que esté bien caliente.

9. Poner 1 chorrito de la mezcla de aceite de coco y mantequilla, esparcirla en el sartén y dejarla calentar.

10. Cuando esté caliente, añadir la mezcla de panqueques, cómo 1/3 de taza por panqueque.

11. El fuego debe ser ni muy alto ni muy bajo. 

EL TRUCO PARA BORDES CRUJIENTES: 

Mientras que los panqueques se cocinan por el primer lado, añadir un poco (una cucharadita) de la mezcla de aceite alrededor del panqueque, esto hace que los bordes queden crujientes.

Cuando la superficie del panqueque se llena de burbujitas, dar la vuelta.

Cocinar así hasta que se doren los bordes y queden suaves en el centro, unos 2 minutos.

Repetir para cada panqueque. Quedan de un color doradito y sabor tropical.

IDEAS:

  • A nosotros nos encanta acompañarlos con miel o jarabe de maple
  • También con frutas, por ejemplo, fresas o arándanos.

TIP:

La mezcla se puede hacer un día antes y refrigerar.

Share this post